Martes, 06 de marzo de 2007
El 6 de Marzo la ciudad de El Alto cumple 22 a?os, he aqu? un articulo sobre dicha ciudad.

Imagen

El Alto, Bolivia



BOLIVIA, UN D?A EN EL ALTO


Por Mario Ronald Duran Chuquimia * -


En las horas mas tempranas de la madrugada empiezan las labores en una de las casas de las casi cuatrocientas zonas de la urbe alte?a, las amas de casa preparan el alimento para la familia, para todo el d?a, pues estas salen a trabajar ya en el servicio domestico, ya en el comercio informal, ya en la atenci?n del negocio familiar, o son microempresarias. El marido sale en busca de trabajo, en los mil y un oficios que sabe desempe?ar. Los hijos, si tienen suerte y apoyo salen a estudiar, sino ayudan a su padres en las diversas labores del diario vivir.

En las mas de mil micro y peque?as empresas que dan empleo, aunque este sea precario a los numerosos brazos alte?os, ronda la pregunta: ? acaso eres obrero?, ya que en ellas no existen derechos y beneficios sociales, feriados, ni bonificaciones, el D.S. No. 21060 es aplicado con todo rigor, pero te aguantas... ya que es la ?nica forma de sobrevivir... entre tener y no tener empleo, mejor tenerlo, aunque este sea precario. La aristocracia obrera se ubica en algunas de las pocas grandes empresas, con ?tem de planta y derechos laborales, entre ellos se cuentan a los trabajadores en educaci?n y en salud.

La familia juntando centavo a centavo, quit?ndose bocados de la boca y peque?os lujos innecesarios, compra un solar: "casa es casa, aunque sea en la punta del cerro", lema popular aplicado a conciencia, o en medio de la altipampa se dir?a en El Alto; en el terreno, es edificado el futuro edificio, adobe a adobe, ladrillo a ladrillo: la historia de la vivienda es la historia de la familia. En promedio, cada mes se inaugura una nueva urbanizaci?n en El Alto, unas legales, otras conviviendo con la ilegalidad; algunas personas son victimas de los loteadores(1) que venden lo que no es suyo, teniendo que decir adi?s a los escasos ahorros, otras ya, pelean por los servicios b?sicos (energ?a el?ctrica, agua potable y alcantarillado, transporte), cuando consolidan su derecho propietario.

Aproximadamente el 60% de las viviendas alte?as no cuenta con servicios b?sicos: cuando nacen las urbanizaciones, uno de los primeros servicios que llega es la energ?a el?ctrica aunque la zona no tenga planimetr?a aprobada. El servicio de agua potable y alcantarillado tarda en ser instalado, su costo llego incluso a los 400 d?lares por concepto de conexi?n a dichos servicios. La empresa con capitales franceses Aguas del Illimani pretend?a recuperar su inversi?n expoliando a los vecinos alte?os sus pocos dineros, las protestas se juntaron y la demanda por la expulsi?n de esta trasnacional incendio esta ciudad, originando sendas crisis al gobierno de Carlos Mesa (2003-2005) con la protesta hecha paro c?vico indefinido. Despu?s de tanto tr?fago, la trasnacional anuncia inversiones, encara proyectos, excava zanjas, tiende alcantarillas, ductos de agua potable, rebaja costos de instalaci?n, lleva a Francia a dirigentes de las juntas vecinales, para prolongar su permanencia en El Alto y evitar su expulsi?n.

Educar a los hijos, es un sue?o que se conquista a puro pulm?n de los padres alte?os, la universidad asegura la movilidad social, la conquista del espacio negado al ascendiente de poncho y ojotas. El orgullo de llamar al hijo licenciado, doctor, ingeniero es un b?lsamo que recompensa las cien penurias sufridas, a partir de dicho momento se asume como un hecho t?cito la conquista de un espacio social mas elevado.

La Universidad P?blica de El Alto (UPEA), fue el resultado de las movilizaciones de la juventud alte?a que sufr?a discriminaci?n econ?mica aplicada en diversas formas por la Universidad Mayor de San Andr?s (UMSA). La conquista de la autonom?a universitaria enterr? los intentos de administraci?n alegre realizados por la curia alte?a, la dirigencia de los movimientos sociales y los partidos de tradici?n neoliberal. Se convirti? en actor principal de las revueltas sociales de los ?ltimos a?os. Se tiene grandes esperanzas en este semillero de futuros profesionales, aunque por el momento, atraviesa una profunda crisis, fruto de la pelea de intereses caudillistas.

Ser micro, peque?o, mediano empresario en El Alto es vivir una odisea econ?mica, los bancos ponen siete candados al cr?dito, la regularizaci?n ante el omn?modo Estado cuesta alrededor de ciento treinta tr?mites, una lenta burocracia y una agotante espera, los impuestos se pagan ni bien sacas la cabeza, as? que mejor se vive en la clandestinidad. Talleres de costura, hilados, metalmec?nica, carpinter?a surgen en el traspatio de las viviendas, a fuerza de auto-explotaci?n lograron expulsar la producci?n argentina y chilena en textiles y la exportaci?n de art?culos de madera a mercados americanos.

Las propuestas de los candidatos en ?poca electoral se llenan con m?gicas palabras: parque industrial; este ser?a un gigantesco emprendimiento con servicios b?sicos, energ?a el?ctrica y otros servicios para la mediana y la gran industria, abaratar?a costos, concentrar?a esfuerzos, ser?a el motor del desarrollo de El Alto, pero solo es una idea en la mente afiebrada de los proyectistas, pasadas las elecciones: el olvido cubre a la idea del parque industrial.

Los jueves y domingos, la zona 16 de Julio se convierte en el mas gigantesco emporio comercial, un mill?n de bolivianos (2) cambia de manos y bolsillos, se encuentra desde un alfiler hasta un cami?n de alto tonelaje, la feria es la mejor expresi?n de la vocaci?n comercial de esta urbe, no se cobra o paga impuestos, la pregunta que ronda en el ambiente es: ?qu? compras, que vendes?, y el "reb?jame, caserita (3)" de un h?bil comprador que quiere un art?culo a menor precio, inunda el ambiente. Es tambi?n el reino de la pirater?a, se encuentran desde cd's con los temas del momento hasta aparatos electr?nicos, imitaci?n de famosas marcas, pasando por prendas de vestir. Mercado informal para el contrabando de ropa usada y de veh?culos a medio uso. Mercado ilegal, ni bien sale el sol, para el pase de manos y due?os de art?culos de dudoso origen.

Las ferias, que en el exterior son instituciones que reciben el apoyo del Estado, difusi?n, promoci?n, capacitaci?n, pues muestran la cara productiva de la sociedad y del pa?s, sufren en Bolivia de un completo abandono: "la feria de la 16" es un caos total, puestos de comida se mezclan con la venta de ropa usada, mezclas dis?miles andan juntas, si se pregunta por un determinado articulo la respuesta mas com?n es la b?blica: " busca y hallaras"... y funciona, se encuentra de todo? con un poco mas de organizaci?n, esta feria se convertir?a en el motor comercial de esta urbe.

Ser alte?o otorga ciertos derechos y deberes, ya no te preocupas por la pol?tica local, lo nacional es tu realidad; el agua, por acci?n de la protesta social, se espera que pase de manos privadas a ser un bien p?blico; el gas, de materia prima a producto industrializado, mediante el hechizo del bloqueo y el paro c?vico. La autonom?a departamental es una fantas?a de la oligarqu?a camba, la mark'a (4) rebelde decide el destino patrio: la presidencia no depende ya de los votos ni de los acuerdos del parlamento, depende, as? como el destino del pa?s, de las v?lvulas de Senkata.

Octubre de 2003 marco a fuego a esta joven ciudad, la mayor parte de las v?ctimas eran [email protected] quienes no pasaban de los treinta a?os de edad, los vecinos de esta ciudad, pu?o en alto se enfrentaban al sistema que los hab?a excluido, con el grito: " El Alto de pie nunca de rodillas". A decir de las fr?as estad?sticas del Instituto Nacional de Estad?stica (INE), un 40% de la poblaci?n econ?micamente activa en dicha ciudad esta desempleado, el 30% esta subempleado y como las estad?sticas consideran que el haber trabajado la ?ltima semana cuenta para todo el a?o... tales son los ?ndices que muestran la mas dura de las realidades, por lo que en Octubre, la p?lvora esparcida por las inequidades socioecon?micas, resultante del cumplimiento a carta cabal de las recetas fondo-monetaristas, exploto... a?os de aplicaci?n del modelo neoliberal hab?an oscurecido el futuro en medio de las riquezas naturales de Bolivia. La protesta alte?a dejo al neoliberalismo, a quien todos hab?an cantado loas, herido de muerte.



Notas:

(1) Loteadores: el argot popular denomina as? a las personas que se apropian de terrenos, comercializ?ndolos y estafando a quienes los compran.

(2) El signo monetario de Bolivia es el boliviano, a la fecha un d?lar equivale 8,10 Bs.-

(3) Casera: la persona que vende o compra.

(4) Mark'a: en aymara, ciudad.


* Mario Ronald Duran Chuquimia. El autor fue Secretario Ejecutivo de la Confederaci?n Universitaria Boliviana (CUB).

Tags: El Alto, Bolivia, boliviano, loteadores, indígena, rebelión, latinoamérica

Comentarios